12 SECRETOS SOBRE SEXO

1) Más sexo y menos gym: el autor norteamericano Richard Smith escribió dos libros sobre sexo y adelgazamiento. En ambos, desarrolla una teoría que apunta a demostrar que el ejercicio sexual puede reemplazar las ganas de comer y, por lo tanto, colaborar en el mantenimiento de un peso saludable. “Las endorfinas que libera el organismo durante la relación sexual hace que nos olvidemos del estrés y la ansiedad que nos impulsa a ingerir alimentos compulsivamente”, afirma. Claro: todo depende de la duración de la relación, de las posiciones y los movimientos y, cómo no, de la intensidad del encuentro amoroso. En resumen, algunos estudios revelan que tomarse un buen rato para desvestir a la pareja equivale a quemar 120 calorías; que un orgasmo esfuma unas 27 calorías y que con un buen beso desaparecen otras 60. Hay debate al respecto, pero podemos encontrar consenso en este número: durante una relación sexual de veinte minutos se consumen 150 calorías.

2) Las mujeres también disfrutan de la pornografía. Según informa el Internet Filter Review, un tercio de los internautas que visitan los sitios para adultos son mujeres, y suman casi 10 millones por mes las interesadas en estas propuestas. Un estudio llevado a cabo por la revista Glamour, un 87% de las mujeres entre 25 y 39 años disfruta del porno como parte de sus hábitos sexuales. Un dato: más del 70% lo mantiene en secreto.

3) Según una investigación de la Universidad de Texas, son 237 las motivaciones que nos llevan a tener sexo. El departamento de Psicología de esta casa de estudios determinó que tener hijos y aliviar la tensión dejaron de ser las principales razones, y que han crecido otras como “para acercarse a Dios” o “para quemar calorías“. Otras: “para pagar un favor“, “para cambiar el tema de conversación” y hasta “para quitarme el dolor de cabeza“. La conclusión de los investigadores no sorprendió a nadie: las personas tenemos motivaciones sexuales muy complejas.

4) No es verdad que a todo el mundo le interese el sexo. El 10% de la gente es asexual: no se siente atraído por ninguno de los dos sexos. Raro, pero cierto.

5) Los hombres pueden tener una erección completa en 10 segundos, y a veces les basta con mirar un par de segundos algo los estimule. Las mujeres, en cambio, necesitamos otro tipo de estímulos más relacionados con el cerebro, más intelectuales. No nos conforman fácil.

6) Besarse puede no ser tan saludable en ciertos aspectos. En un beso profundo, se intercambian unas 40 mil bacterias. Por suerte, la saliva tiene sustancias desinfectantes. Pero no te sorprendas si un resfriado va y viene.

7) ¿Queréis saber cuál es el récord sexual femenino? A nivel mundial, el Guinnes ubica el tope en 2004: lo obtuvo la porno star estadounidense Lisa Sparxxx, que aseguró haber mantenido relaciones sexuales con 919 hombres. Así, destronó a otra actriz del cine porno Marianna Rokita, que acumulaba 759 varones en su lista.

8) También existe un récord de orgasmos femeninos en una misma mujer en una hora: lo estableció un estudio científico norteamericano y quedó en 134. Ellos no pueden llegar tan lejos: entre los hombres, en el mismo plazo, sólo se pudieron contabilizar 16 (aunque hay por allí algún estudio que asegura que un hombre logró 34). Las mujeres ganan, de todos modos.

9) Los hombres con pareja se masturban más: como tienen más relaciones sexuales, producen más testosterona, lo cual los hace excitarse más. Es un curioso círculo vicioso.

10) Fingir el orgasmo es habitual entre las mujeres. O, al menos, es mucho más frecuente de lo que creemos. Diversos estudios arrojan que al menos el 50% de las mujeres han fingido el orgasmo en algún momento de su vida.

11) En una eyaculación son expulsados unos 100 millones de espermatozoides, que “viajan” a una velocidad de 18 kilómetros por hora, gracias a la fuerza de las contracciones musculares.

12) El sexo es sano, pero hay que cuidar el corazón, porque puede llegar a 180 pulsaciones por minuto durante un orgasmo. Es más: un síntoma sexual puede estar anticipando un problema cardiovascular.

25 GRANDES CURIOSIDADES SOBRE SEXUALIDAD

  1. El 5% de las mujeres es alérgica al semen. El hombre genera en toda su vida cerca de 53 litros de semen.

  2. El corazón puede llegar a 180 pulsaciones por minuto durante un orgasmo.

  3. En el mundo de los deportistas, quienes son catalogados como los que tienen más sexo son los basquetbolistas de la NBA.

  4. Los condones deben poder estirarse 7 veces su tamaño usual, como norma internacional, y deben soportar 39 newtons. Además, tienen que resistir un mínimo de 18 litros de aire, antes de romperse.

  5. El orgasmo femenino es un poderoso analgésico debido a la liberación de endorfinas, por lo que los dolores de cabeza son un mal pretexto para no tener sexo.

  6. En un pueblo de Polinesia, llamado Mangaiano, las parejas de 18 años tienen relaciones sexuales en promedio 3 veces por la noche, todas las noches, hasta que cumplen 30 años, cuando su promedio baja a sólo 14 veces por semana.

  7. En promedio, un 29 % de las mujeres llega virgen al matrimonio.

  8. Después del orgasmo obtenido en la relación sexual o en la masturbación, se concilia el sueño con más facilidad.

  9. Los indios americanos tienen, en promedio, el pene de mayor longitud en el mundo, mientras que los polacos tienen el de mayor grosor.

  10. Según estudios, el hombre tiene su etapa de mayor excitación sexual por las mañanas durante el otoño.

  11. La cantidad de hombres que se sienten culpables de masturbarse tanto llega al 41%.

  12. Sólo un hombre de cada 400 es lo bastante flexible como para darse a sí mismo placer oral.

  13. En Europa del siglo XIV, los nobles más destacados tenían permitido exhibir públicamente sus genitales bajo una túnica corta, mientras que aquellos no tan bien dotados podían, si querían, usar un falsete de cuero que llamaban “bragueta”.

  14. En su máxima excitación, el clítoris dobla su tamaño y el punto G puede llegar a ser del tamaño de una almendra.

  15. Al menos el 50% de las mujeres han fingido el orgasmo en algún momento de su vida.

  16. El chimpancé tienen el récord de rapidez en el acto sexual entre los mamíferos, pues lo consuma en sólo 3 segundos. El ratón necesita 5 segundos, y las ballenas y los elefantes 20.

  17. Según los sexólogos, es posible que algunas mujeres lleguen a experimentar hasta 100 orgasmos por hora.

  18. Según la Asociación Española de Andrología, ASESA, los penes, según su tamaño, se clasifican en: Pene Pequeño, si mide entre 12 y 13 centímetros; Pene medio: si está entre los 13 y 15 centímetros; Pene normal, entre 15 y 17; Pene grande, entre los 17 y 20 centímetros; y Macropene, si mide más de 20 centímetros.

  19. El verbo “fornicar” proviene de las fornices, una especie de celdas debajo de los puentes, donde las prostitutas recibían a sus clientes.

  20. El nombre del aguacate surgió por su aspecto. La palabra se deriva del náhuatl y significa “testículo”.

  21. El 85% de las mujeres están satisfechas con el tamaño del pene de su pareja, mientras que sólo el 55% de los hombres se dice contento con el tamaño de su miembro. De estos, el 63% confiesa que su ansiedad por el tema comenzó debido a comparaciones durante la niñez, mientras que el 37% asegura que fue por las imágenes pornográficas que vio durante su adolescencia.

  22. Según expertos, Shakespeare utilizó 45 sinónimos del pene en todas sus obras.

  23. Cada segundo, cerca de 28 mil usuarios de Internet están viendo pornografía.

  24. Cap d’Agde es un pequeño pueblo de la costa francesa, fundado en los años 60 para practicar el nudismo libremente. Hoy en día, es un punto de referencia para parejas swinger de todo el mundo.

  25. Según una encuesta realizada por una marca de condones Durex, los 5 países que cuentan con un mayor porcentaje de población satisfecha con su vida sexual son: Nigeria (78%), México (73%), India (67%), Brasil (64%) y China (63%). Australia (40%), Inglaterra (37%), Francia (35%), Hong Kong (32%) y Japón (10%) son las naciones ubicadas en el fondo de dicha tabla.

COSAS SOBRE SEXO QUE SEGURO IGNORABAS

El mundo de la sexualidad posee una riqueza tan grande que a su alrededor existe un gran número de curiosidades que suelen pasar desapercibidas para la gran mayoría de las personas. En nuestro recorrido diario por lo más destacado de la blogosfera, hoy compartimos diez de ellas que recopila el blog «Culturizando»:

1.- Según numerosos estudios, la actividad sexual favorece el sueño, debido a la acción de las hormonas y diversas sustancias cerebrales que se generan durante las relaciones.

2.- Un 10% de la población no siente ningún tipo de atracción por ninguno de los dos sexos, es decir, es asexual.

3.- Una pareja que desea tener un hijo, emplea un promedio de cinco meses y medio de sexo sin protección antes de tener éxito.

4.- El óvulo humano mide en promedio 1.5 milímetros, un tamaño similar al de un hueso de aceituna, y puede ser visible al ojo humano. Estas dimensiones lo convierten en la célula más grande del cuerpo humano .

5.- Los espermatozoides tardan sólo cinco minutos en llegar a las trompas de Falopio, pero una vez allí pueden tardar hasta cinco días en fecundar un óvulo.

6.- Por término medio, los testículos de los europeos tienen el doble de tamaño que los de los chinos.

7.- Las mujeres necesitan completar tres etapas para poder llegar al orgasmo: deseo o libido, excitación y humedad o lubricación de los órganos genitales.

8.- La mujer para llegar a tener un orgasmo necesita, por lo general, unos 15 minutos, a diferencia del hombre que usualmente llega al orgasmo entre tres y cinco minutos.

9.- En la mujer la excitación puede durar sólo unos minutos o varias horas y se inicia entre 10 y 30 segundos después de comenzar la estimulación erótica.

10.- Durante la excitación, la mujer experimenta la lubricación, expansión y crecimiento de la vagina, así como el hinchamiento de los labios mayores y menores de la vagina, clítoris y senos, aceleramiento de los latidos del corazón, de la presión arterial y de la respiración. Además, los músculos de los muslos, caderas, manos y nalgas se tensan.

Dime cuánto sexo tienes y te diré tu cociente intelectual

Ayuda a quemar calorías, aumenta la segregación de la hormona de la felicidad, mejora la calidad del sueño e incluso, refuerza nuestro sistema inmunológico. Conoces algunos de los grandes beneficios de disfrutar de una placentera sesión de sexo, pero te faltaba éste: nos hace más inteligentes.

Entre otras cosas, disfrutar de un orgasmo reduce nuestros niveles de estrés y despeja nuestra mente. Supuestos que llevaron a un equipo de investigadores de Maryland y Corea del Sur a plantearse si estos factores podrían también influir en nuestra capacidad intelectual. Y la respuesta es abrumadoramente positiva. Resulta que tener una vida sexual activa mejora nuestras capacidades cognitivas mucho más de lo que imaginábamos.


Un placer inteligente

El estudio publicado en la revista Hippocampus demostró que el sexo aumentaba la estimulación cerebral hasta más de 24 horas después de haber disfrutado del encuentro. Los científicos encontraron que mantener relaciones sexuales aumenta la neurogénesis (la producción de nuevas neuronas) en el hipocampo, zona en la que se forman los recuerdos a largo plazo, consiguiendo un mayor desarrollo cerebral.

Todo esto se explica en torno a la palabra de moda desde hace décadas: el estrés. Cuando estamos estresados aumentan los niveles de cortisol y se reduce significativamente la mencionada neurogénesis, por lo que cada neurona que perdemos no encuentra sustituta. Sin embargo, si disfrutamos de experiencias estresantes positivas como el sexo o el ejercicio físico aumenta el flujo sanguíneo hacia el cerebro mejorando los niveles de oxígeno, despejando nuestra mente y poniendo en marcha la producción de neuronas de nueva generación.

Así, alcanzar el clímax ayuda a que las células del cerebro crezcan y, en consecuencia, nos hace más listos e inteligentes. Pero ojo, porque el efecto no dura de por vida…

¿Puedo medir mi inteligencia sexual?

Abrazo-erótico

El psicólogo Antoni Bolinches, elaboró un test para medir nuestra inteligencia sexual. Un test que se adecúa a ambos sexos y a los diferentes formas de pareja, ya sean estables o esporádicas. El autor aconseja llevar a cabo el test ambos miembros de la pareja (en caso de tener) para después poder comentar los resultados, mejorando la comunicación sexual, ayudando a generar confianza y empezar a mejorar nuestro cociente intelectual sexual en caso de necesitarlo.


A continuación presentamos el test que podéis realizar para calcular vuestra inteligencia sexual:

  1. ¿Te sientes libre y muestras disposición para tomar la iniciativa sexual?
  2. ¿Hablas libremente con tu pareja sobre sexualidad?
  3. ¿Te sientes utilizado/a sexualmente a menudo?
  4. ¿Consideras que la mayoría de los contactos sexuales, sean de una noche o con tu pareja de toda la vida, resultan gratificantes para ambos?
  5. ¿Mantienes contactos sexuales con la frecuencia que desearías?
  6. ¿Crees que tu pareja es demasiado egoísta y solo busca su placer?
  7. ¿Después de alcanzar el orgasmo tienes deseo de permanecer al lado de tu pareja?
  8. ¿Consideras que tus relaciones son demasiado monótonas o rutinarias?
  9. ¿Cuando tienes pensamientos sexuales o practicas la masturbación, te sientes culpable?
  10. ¿Consideras que los rituales sexuales que practicas son los que deseas?
  11. ¿Aceptas determinadas iniciativas de tu pareja pero después crees que está demasiado liberada?
  12. ¿Piensas que la mayoría de la gente tiene una sexualidad más gratificante y plena que la tuya?

Resultados:
Preguntas 1, 2, 4, 5, 7 y 10, cada SÍ suma un punto.
Preguntas 3, 6, 8, 9, 11 y 12, cada NO suma un punto.

Nivel de Inteligencia Sexual:
0-2 puntos: Deficiente
3-4 puntos: Insuficiente
5-7 puntos: Aceptable
8-10 puntos: Alto
11-12 puntos: Excelente

¿Qué es inteligencia sexual?

Este concepto aún poco conocido fue acuñado por los psicólogos Sheree Conrad y Michael Milburn, profesores e investigadores de la Universidad de Massachussets. Según estos autores, la dimensión erótica de cada persona está determinada por su coeficiente de inteligencia sexual que constituye una parte de nuestra capacidad intelectual, tan importante como la inteligencia emocional. Recordamos que la inteligencia emocional (Goleman, 1995) es la capacidad para reconocer, comprender y regular nuestras emociones y las de los demás, por tanto, la inteligencia sexual está íntimamente ligada con este otro tipo de inteligencia.

Según estos autores, una gran cantidad de personas sienten insatisfacción con su vida sexual, cuestión que muchas personas no admiten, y al no reconocerlo no pueden resolverlo. Esto puede ser debido, en muchas ocasiones, a que siguen existiendo una falta de comunicación con la pareja al hablar de nuestros deseos y necesidades sexuales, así como la represión de éstos o la falta de conocimiento o creencias erróneas en torno al sexo.

El buen amante no nace, se hace. Cada uno de nosotros puede desarrollar su inteligencia sexual, la podemos aprender y mejorar, explorando nuestros deseos y necesidades sexuales. Para ello debemos tener presente:

Educación sexual. Es necesario tener un buen conocimiento de la sexualidad en todos sus ámbitos, hacer uso de una información veraz y fiable. Acceder a una buena educación sexual a través de los libros y no sólo a través de las experiencias o de lo que vemos u oímos por ahí, ayuda a combatir los prejuicios, mitos y falsas creencias que podamos tener. Así como también es importante tener una actitud positiva hacia la sexualidad y despojarnos de nuestros tabúes y miedos, ayudándonos a crecer sexualmente.
Conocer nuestro propio sexo. Es importante averiguar qué nos atrae y excita, cuáles son nuestras preferencias, nuestros deseos y necesidades sexuales. En este ámbito, es importante ser sincero con uno mismo, no autoengañarnos y ser conscientes de nuestros pensamientos, sentimientos y emociones que hacen que nuestra vida sexual sea más gratificante para nosotros.
Conexión sexual. Habitualmente el sexo es cosa de dos, por tanto, para tener una vida sexual enriquecedora implica a otras personas. Es importante no ser egoísta, es decir, es necesario conocerse a uno mismo, pero también a nuestra pareja sexual, saber qué le gusta, escucharle, darle importancia a su placer igual que al nuestro,…Por ello hacemos hincapié en la importancia de la comunicación sexual.

¿Cómo es una persona sexualmente inteligente?

Aunque encontremos unos rasgos comunes en personas que son sexualmente inteligentes, no olvidemos que cada uno vive su sexualidad de una forma única y exclusiva, que no todos tenemos las mismas preferencias, deseos ni necesidades y a cada cual le hace sentirse sexualmente bien cosas diferentes.

Una persona con una buena inteligencia sexual:

No tiene prejuicios, miedos, tabúes, falsas creencias, ni pudor hacia la sexualidad, rompiendo también con los estereotipos establecidos.
Disfruta abiertamente de su sexualidad sin sentirse culpable, siendo sexualmente activo, reafirmándose como ser sexual y como parte de su personalidad.
Conoce bien su cuerpo y qué le resulta placentero. Conoce sus deseos, sus sentimientos y sus fantasías, y no teme expresarlos.
Tiene encuentros sexuales satisfactorios y se preocupa por la satisfacción y bienestar de su pareja sexual.
Habla abiertamente de cualquier tema sobre sexualidad.

Personas con tatuajes:

3 rasgos de personalidad que las definen.

Los rasgos de personalidad de las personas con tatuajes.

Los 3 rasgos de personalidad de las personas con tatuajes

Recientemente, un grupo de investigadores de la Anglia Ruskin University ha realizado un estudio justamente para detectar aquellos rasgos de personalidad en los que se caracterizan las personas con tatuajes al ser comparadas con el resto de la población.
Para realizar este estudio se reclutó a una serie de voluntarios y voluntarias, con o sin tatuajes, para que rellenasen test de personalidad. Partir del análisis de todos los datos acumulados, el equipo descubrió 3 rasgos de personalidad básicos en quien lleva tatuajes. Son, fundamentalmente, los tres que veremos a continuación.

1. Extraversión

La extraversión es un rasgo de personalidad que nos habla sobre el grado en el que las personas dependen de estímulos externos en el entorno inmediato. Concretamente, quien es extravertido tiende a buscar entornos complejos y ricos socialmente, y llenos de estímulos, a diferencia de las personas introvertidas, que muestran un cierto grado de ansiedad si se notan desbordadas por los estímulos externos.
A la práctica, las personas extravertidas son más sociables, ya que les gusta más estar con mucha frecuencia en lugares concurridos y en los que hay grandes grupos, sonidos y estímulos visuales. Dan la impresión de ser individuos llenos de energía, aunque las situaciones en las que hay un cierto grado de soledad y aislamiento pueden hacer que su estado de ánimo caiga, algo que no ocurre con los introvertidos.

2. Apertura a la experiencia

Esta investigación muestra que las personas con tatuajes tienen una significativa tendencia a recibir con alegría las nuevas experiencias. Eso significa que, en general, los cambios que se presentan en la vida con el paso del tiempo no son vistos como algo malo, algo que sí ocurre, por ejemplo, en las personas conservadoras.
Por otro lado, la búsqueda de nuevas experiencias es vista como algo excitante por quienes presentan este tipo de personalidad, mientras que las situaciones monótonas causan hastío rápidamente. En general, todo aquello relacionado con la aventura y con la posibilidad de asumir un cierto grado de riesgo es experimentada con placer.

3. Motivación por destacar

Es bien sabido que muchas personas aseguran hacerse tatuajes simplemente porque les gustan o porque tienen un significado que ellas conocen más que nadie. Desde luego, es muy posible que en el caso de cientos de miles de personas con tatuajes esto sea así, pero este estudio ha detectado que, en general, quien decide tatuarse la piel muestra una significativa motivación por destacar entre el resto.
A partir de este dato, el hecho de recurrir a esta clase de recursos estéticos y simbólicos puede ser visto como un intento por construirse una identidad frente a los demás; tener algo que contar a través de historias trazadas por la tinta que decora el cuerpo, siendo estas narraciones, normalmente, algo que tiene que ver con la filosofía de vida de quien lo lleva, o con eventos importantes que han ocurrido en sus vidas.
A fin de cuentas, incluso aquellos tatuajes más pequeños y más escondidos dan pie a preguntas y a excusas para poder explicar cómo se vive, o se ha vivido, la vida. El hecho de que solo muy pocas personas vean algunos de ellos es en sí algo que le da fuerza a su poder para expresar, dado que la discreción y la intimidad que llevan asociados causan un impacto emocional claro en quien los contempla.

ELLAS LLEGAN AL ORGASMO ASÍ

En la encuesta publicada en el “Journal of Sex & Marital Therapy” participaron 1.055 mujeres con edades comprendidas entre los 18 y los 94 años ( sí, 94 años ), el 91% heterosexuales y más de la mitad, casadas.

Se trataba de un listado de preguntas que abarcaban diferentes aspectos sobre sus preferencias y comportamientos sexuales, pero los ejes fueron estos cuatro:

  • ¿Cuánta presión prefieres que ejerzan cuando te tocan?
  • ¿Qué tipo de movimiento disfrutas más?
  • ¿En qué zona de la vulva o de la vagina te gusta que te toquen?
  • ¿Qué parte del cuerpo prefieres que usen para hacerlo?

El estudio afirma que, cuando el clítoris entra en escena, más de un 40% de las mujeres afirmaba llegar al orgasmo en más del 75% de las ocasiones.

De hecho, dos tercios de las encuestadas respondieron que la estimulación directa al clítoris era la más excitante y la mayoría dijo que disfrutaba las caricias alrededor de la zona. Tan solo un 18% reconocía poder llegar al clímax únicamente con la penetración vaginal.

RESOLVER LA EYACULACIÓN PRECOZ EN JOVENES

Olvídate del alcohol y el tabaco. Sus efectos son totalmente nocivos sobre la circulación sanguínea y, por lo tanto, sobre la erección. Puedes reducir su consumo poco a poco o cortar por lo sano, pero ninguno de los dos te ayudará a lidiar con el problema.
Realiza ejercicios de entrenamiento muscular pélvico. Las contracciones musculares en la zona ayudan a aprender a controlar los músculos que influyen y controlan la eyaculación.
El truco de la compresa caliente. Antes de realizar tus ejercicios físicos, aplica una compresa caliente sobre el pene. Esto realza el efecto relajante y descontracturante y ayuda a aumentar la flexibilidad del pene. Nuestro consejo: utiliza materiales naturales y orgánicos para tu compresa, es decir, una toalla de algodón ecológico o de lino.
Aprende técnicas básicas de relajación. Saber controlar tu respiración y conocer la respuesta de tu cuerpo ante la excitación o la ansiedad pueden ser las claves que te ayuden a controlar tu eyaculación durante el acto sexual.
Durante el coito, realizar técnicas de eyaculación retardada. Estas técnicas pueden ser del tipo ”comenzar-parar” (es decir, interrumpir el coito, realizar una pausa sin perder la erección, pero que ayude a disminuir la excitación. También puede realizarse con la masturbación) o de ”compresión” (comprimir la base del pene o utilizar anillos de compresión específicos para esta función ayuda a disminuir el riego sanguíneo que circula al pene, es decir, la sangre, y ayuda a retardar la erección).